Un Mimo: 5 formas de hacer que bañarse sea lo más

5 formas de hacer que bañarse sea lo más

Es posible que haya algún papá o alguna mamá que se jacte de que su hijo siempre se baña. Pero sabemos que a los chicos lo que menos les gusta es interrumpir su juego favorito para ir a la ducha. Para los papás esto puede significar llegar tarde a una cita con el doctor o simplemente invertir mucho tiempo y energías para que los chicos se bañen de una vez.

Por eso tenemos estos consejos para que ellos se bañen sin problemas y puedas ahorrar tiempo.

  1. 1) La alternativa más divertida: la bañera

    La ducha puede ser un poco molesta para los chicos chiquitos, que además buscan convertir todas las situaciones en un juego. Por eso hay una solución simple para que adoren el baño: llenar la bañera y poner sus muñecos favoritos. ¡A jugar!

  2. 2) Música maestro

    La música siempre mejora el momento. Podemos poner las canciones favoritas de los chicos en el baño para que mientras se duchan también puedan bailar (¡con cuidado!) y sentir que están haciendo algo divertido.

  3. 3) Me queda bien la espuma

    A los niños les llama la atención la espuma y las burbujas, ¿y si jugamos con eso? Usemos un jabón que haga mucha espuma para inventarnos disfraces. ¡Puede ser una barba de Papá Noel o una peluca a lo afro!

  4. 4) Enseñarles es una forma de entretenerlos

    Con los chicos todo el tiempo que pasamos es una oportunidad para que aprendan algo nuevo. A pesar de que ellos se resisten podemos proponerles que sea un momento para “aprender a bañarnos”. Mientras ellos se bañan, podemos enseñarles cómo higienizar las partes del cuerpo y así mantenerlos entretenidos mientras aprenden algo nuevo.

Si estos consejos te sirvieron a vos, compartilos con otro papá u otra mamá que seguro todavía debe estar aplicando la técnica del “¡derechito a bañarte!”